“Ni en tu casa, ni en la suya. Tenemos el lugar perfecto” Restaurantes.com

Comparte este artículo

Actualidad

La ruta gastronómica de Lorca en Madrid

Restaurantes de cocina tradicional para tu cena de Navidad

2019 es el año en que se conmemora el centenario de la llegada de Federico García Lorca a Madrid. El joven poeta, ávido de novedades, dejó su Granada natal para trasladarse a una capital que se abría a la modernidad. Durante años, Federico se empapó de la intensa vida cultural de su círculo en una ciudad en la que debatían, creaban y compartían su conocimiento figuras de relevancia mundial. En el “Año Lorca” queremos hacer un homenaje al poeta andaluz más universal: una ruta gastronómica por el Madrid de hoy para el Federico de ayer.

Café Gijón: Lorca y sus amigos

Lorca

El Gran Café Gijón, refugio de autores y artistas.

El Gran Café Gijón sigue en pie desde 1888. En la época de Federico García Lorca en Madrid, este enclave acogía a los principales intelectuales del momento. Junto al granadino, debatían y compartían ideas Dalí, Buñuel, Ignacio Sánchez Mejías, Rubén Darío…

Tras varias reformas y un cambio de propietarios, el Café Gijón se ha convertido en un restaurante que sigue siendo visitado por intelectuales, personalidades y políticos. Su carta tradicional con guiños de autor te encantará. ¿Qué mejor lugar para sentir a Lorca?

Un restaurante para homenajear a un grande

El restaurante Los Galayos (con el que aún no trabajamos) también cuenta con el privilegio de haber contado con la visita de Federico García Lorca. Fue con motivo de un homenaje a Luis Cernuda con motivo de la publicación de La realidad y el deseo. Con él estuvieron, además del poeta homenajeado, Vicente Aleixandre, Pedro Salinas, Rafael Alberti, Pablo Neruda, Miguel Hernández, José Bergamín, Manuel Altolaguirre, María Teresa León y Concha Méndez, entre otros.

Un café cantante… de Málaga

Lorca

El Café de Chinitas es uno de los tablaos gastronómicos más conocidos de la capital. Su nombre está inspirado en una conocida canción de Federico García Lorca. Este, a su vez, se inspiró en un café malagueño del mismo nombre, muy conocido en todo el país (y que él mismo frecuentó). En este pequeño local (que se inauguró a mediados del siglo XIX y fue cerrado en 1937 por las autoridades) actuaron los principales actores de la época.

En los años 60 fue la familia Verdasco la que, inspirándose en el mítico local, fundó este local tan conocido. Puedes reservar mesa con nosotros y disfrutar de una exquisita cocina, un gran espectáculo flamenco y disfrutar de un descuento del 10 por ciento.

La Residencia de Estudiantes

Lorca se alojó en la Residencia de Estudiantes, un enclave cultural de primer orden donde vivían otros jóvenes que no tardarían en destacar en sus respectivos ámbitos. Allí, Federico se hizo amigo de otros tres residentes: Salvador Dalí, el ingeniero Pepín Bello y el cineasta Luis Buñuel. Junto a ellos, había otros compañeros como Rafael Alberti, Jorge Guillén, José Ortega y Gasset, Pedro Salinas… ¡Una verdadera alineación de astros! La habitación de Federico era un punto de encuentro donde tomaban té y conversaban.

La Residencia de Estudiantes sigue acogiendo a artistas, creadores y estudiantes de tercer ciclo. Además, organizan todo tipo de actividades culturales, charlas, conferencias… Te recomendamos que hagas una visita.

Si estás por allí, tenemos algunos restaurantes bastante cercanos. Si te apetece cocina italiana, ponte en las manos de Luigi, chef de A vÁnvera. Te sorprenderán sus recetas, muchas de ellas del norte de Italia, y nada habituales en otros espacios similares.

Lorca

Un rincón del comedor de Poncelet Cheese Bar en Madrid.

Poncelet Cheese Bar también pilla muy cerca, a solo 10 minutos de paseo de la Residencia de Estudiantes y es un templo para los amantes del queso artesano. Hay más de 150 variedades, custodiadas con mimo en su impresionante cava. El diseño del local está a la altura de sus deliciosos platos (muchos de los cuales son para personas anti-quesos) y si reservas con nosotros puedes disfrutar de un descuento del 30 por ciento.

La estatua de Lorca en Madrid

En la Plaza de Santa Ana, en pleno Barrio de las Letras, podemos encontrar una estatua de Federico justo frente al Teatro Español. A tamaño natural, la figura (realizada por Julio López) lleva en sus manos una alondra que parece a punto de echar a volar al teatro. Por cierto que este año se estrenará aquí la obra inacabada del poeta, la última que hizo antes de ser asesinado.

Justo ahí tenemos un sitio estupendo, con fantásticos arroces y cocina mediterránea: Ana la Santa. Si prefieres algo más exótico, Miss Sushi Plaza – Santa Ana tiene una decoración rompedora y una carta de sushi colorida y original. En esta línea oriental, pero con una carta vietnamita muy refinada, encontramos el exitoso Vietnam, el primero de su categoría en la ciudad.

El Teatro (Joy) Eslava

Lorca estrenó el 22 de marzo de 1920, en el Teatro Eslava (Joy Eslava en la actualidad,) El maleficio de la mariposa, una obra en verso. Escrita en verso, supuso un absoluto fracaso para el rapsoda: solo aguantó cuatro representaciones entre abucheos. Seguramente era demasiado “moderna” para la época, ya que trataba sobre las frustraciones, el deseo, el amor y la muerte (temas muy lorquianos) pero lo protagonizaban unos insectos.

Lorca

Uno de los comedores de Lhardy.

Para conocer de primera mano este espacio (actualmente una discoteca y sala de conciertos) puedes reponer fuerzas en varios de nuestros restaurantes. Muy cerca hallamos Lhardy, uno de los restaurantes más antiguos de la capital, por cuya puerta seguramente pasó el poeta más de una vez.

Lorca y el amor al flamenco

Lorca

El famoso tablao Torres Bermejas.

Lorca fue un apasionado del flamenco, al que estuvo muy vinculado durante toda su vida y que fue definitivo en su obra (y su trabajo también ha sido fundamental en la historia de este género musical) Seguro que le hubiera encantado visitar Torres Bermejas. Se inauguró en 1960 y en él se conocieron el gran Cámarón (aquí actuó doce años) y Paco de Lucía, dos revolucionarios del flamenco. Otros grandes les siguieron, como José Mercé, a Chunga, La Paquera, El Camborio, Fosforito o Pansequito. Además de estupendos espectáculos, cuenta también con un restaurante. Si reservas con nosotros podrás disfrutar de menús con espectáculo. También hay un menú de San Valentín muy recomendable.

Lorca en el Barrio de Salamanca

La última casa del poeta en la capital se encuentra aún en pie, en un edificio verde entre la calle de Alcalá, la avenida Nárvaez y Felipe II. De aquí salió rumbo a Granada, esperanzado de evitar un asesinato que no tardaría en llegar.

Cerca de este edificio (que recuerda la estancia del poeta con una placa) tenemos dos restaurantes que gustan mucho a nuestros usuarios. Uno es el Horno de Juan Goya, uno de los mejores sitios para comer cochinillo asado. El otro. Le Petit Prince, está especializado en cocina francesa a precios interesantes.

Comparte este artículo

Rosalía. O Piti, como todo el mundo la conoce. Licenciada en Periodismo y Máster en Comunicación Empresarial por ESIC, ha trabajado en medios como Agencia Efe, ADN, Congreso de los Diputados, 11870 o Injuve. Ama escribir, leer, ver series y comer por encima de todas las cosas. Es sevillana y también le gusta la cocina. Pero prefiere reservar en Restaurantes.com y que cocinen para ella.

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies