“Ni en tu casa, ni en la suya. Tenemos el lugar perfecto” Restaurantes.com

Comparte este artículo

Actualidad / Rutas

Los mejores restaurantes franceses de Barcelona

Los mejores restaurantes franceses de Barcelona

Fueron los creadores de la cocina como ciencia y disciplina histórica y cultural, así que hay que reconocerlo: probablemente, los franceses tienen la mejor cocina del mundo o, por lo menos, la más conocida. Tanto sus platos más modernos y creativos (de nuevo, idearon la Nouvelle cuisine) como los regionales o más clásicos son puro arte y merecen ser probados. Por eso, y porque Barcelona siempre ha tenido fuertes lazos históricos (y gastronómicos) con el país vecino, hemos querido reunir los restaurantes franceses imprescindibles de la ciudad. Ahora, con el verano ya metido de lleno, ¿Se te ocurre mejor plan que ponerte al día y conocer estos clásicos?

La Brasserie Flo es un clásico con un descuento increíble…

Brasserie Flo (Jonqueres 10): uno de los decanos de la gastronomía francesa en Barcelona, sin dudas. Abrió sus puertas en 1982 como una auténtica brasserie y hoy mantiene en su carta muchos platos de origen galo, aunque, como sus propios dueños comentan, han evolucionado más hacia una cocina de mercado de corte mediterráneo elaborada con mimo. Así, en su carta nos encontramos propuestas tan galas como el foie, el magret de pato con tatin de frutos rojos o un Châteaubriand a la parrilla y también fideuá, salmorejo o un risotto. Y con la oferta especial de Restalo del 50 por ciento de descuento es más que tentador. Si a la cocina le unes el ambiente clásico y elegante del espacio, el plan es de diez.

Bistrot BCN (Casanova 15): Bernard Chavant es el chef y propietario de este tranquilo e íntimo restaurante donde encontramos especialidades galas (es la cuarta generación de una estirpe de chefs muy arraigada en Grenoble) y otros platos de aires más mediterráneos e internacionales. Sus especialidades son, sin duda, los platos de su país, entre los que no hay que dejar de probar su a sopa de pescado marsellesa y el bogavante bruleur de Loup. Si reservas por Restalo tienes un 20 por ciento de descuento en cuenta.

Mon Secret (Paseo Obalarría 69, Sant Cugat del Vallés): Ahora que ha llegado el verano no podemos dejar de recomendaros que cenéis en su precioso jardín, donde la atmósfera es sencillamente muy especial. En este restaurante de Sant Cugat su propietaria, Sidonie, elabora una carta donde las gastronomías catalana y francesa se unen siempre en torno a los mejores productos. Su cuscús es especialmente celebrado.

En Ville, uno de los restaurantes más bonitos de Barcelona.

En Ville (Doctor Dou 14): Ya os hablamos de este precioso restaurante en nuestro primer especial sobre restaurantes para celíacos en Barcelona, ya que el 95 por ciento de la carta es apta para las personas que padecen esta intolerancia. La gastronomía francesa tiene una fuerte presencia en este establecimiento sin renunciar, eso sí, a toques muy catalanes. Si quieres algo muy galo y representativo del espacio debes probar su menú brasserie.

Caelis (Gran Via de les Corts Catalanes, 668): El antiguo Diana del hotel Ritz pertenece hoy al hotel El Palace y ostenta una estrella Michelin gracias a la mezcla de talento, pasión y vanguardia de su chef, Romain Fornell. En 2005 consiguió el preciado astro culinario (que recuperó en 2010, tras dos años de cierre por la reforma integral del hotel) y fue el único cocinero en tenerla en España y Francia a la par. Su cocina reinterpreta a la de clásicos de los fogones galos como Escoffier (el gran chef de la cocina francesa) sin renunciar a la vanguardia y a las últimas técnicas. Junto a la excelente cocina, Caelis ofrece un espacio elegante y minimalista. Si quieres una experiencia completa, reserva la mesa de la cocina para asistir al alumbramiento de los platos.

Café Emma (Pau Claris 142): Creado por el chef de Caelis, Romain Fornell, junto a Michel Sarran, es un encantador espacio lleno de encanto parisino donde disfrutar de platos franceses muy sencillos,  pero elaborados con excepcionales productos del país vecino para conseguir los sabores más auténticos. Además de desayunos donde lo español y lo galo comulgan, encontramos ensaladas (algunas tan clásicas como la nicoise), caracoles de Borgoña, ostras y carnes y pescados cocinados según el recetario franco más popular.

Au Port de la Lune (Carrer Pau Claris 103): Nos encontramos, sin duda, ante otro de los grandes clásicos de la cocina francesa barceloneses. Realmente su fórmula gastronómica es la de los pequeños bistrots: platos sencillos pero basados en productos de muy calidad, buenos vinos y quesos y un ambiente agradable e íntimo. Y eso es, nada más y nada menos, lo que ofrece este afamado local.

Petit Bistro (Carrer de la Diputació, 294): Otro local en el que disfrutar de las excelencias de la cocina francesa sin renunciar a la estupenda forma catalana de concebir la gastronomía. Además de comer a carta (no te pierdas su tarta tatin de manzana) puedes disfrutar de menús de mediodía y de noche.

Comparte este artículo

Rosalía. O Piti, como todo el mundo la conoce. Licenciada en Periodismo y Máster en Comunicación Empresarial por ESIC, ha trabajado en medios como Agencia Efe, ADN, Congreso de los Diputados, 11870 o Injuve. Ama escribir, leer, ver series y comer por encima de todas las cosas. Es sevillana y también le gusta la cocina. Pero prefiere reservar en Restaurantes.com y que cocinen para ella.

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies